El 17 de noviembre se reunió virtualmente la Comisión Permanente de la RIS con el objetivo, en esta ocasión, de analizar las conclusiones del Informe final del Grupo de Trabajo 7 (GT7) sobre la Futura Red de Inclusión Social en el periodo 2024-2030 y preparar un planteamiento que será presentado en el próximo Pleno de la RIS, que se celebrará presencialmente en Madrid el 12 de diciembre. Del informe (ver presentación en ppt) , se destacó que la RIS:

  • tiene un valor en sí misma como red por su orientación temática, enfoque, composición y singularidad, y es considerada una entidad necesaria y útil en el ámbito de la inclusión social,
  • la nueva RIS incluirá un nuevo objetivo orientado a incrementar la incidencia de sus actuaciones en el diseño de políticas públicas,
  • invitará a administraciones de educación y formación profesional y a entidades locales a participar en la RIS,
  • incrementará la intensidad y comunicación de sus actividades para conseguir un mayor impacto. Para ello:
    • Dado el interés en seguir celebrando jornadas de formación conjunta, y dados también los obstáculos que las comunidades y ciudades autónomas encuentran a veces para organizarlas, la Secretaría de la RIS podrá liderar, cuando las comunidades y ciudades autónomas no puedan, su organización, con el objetivo de celebrar tres jornadas al año, en formato virtual o mixto;
    • Se seguirán celebrando seminarios para el intercambio de buenas prácticas y, para dotar de mayor dinamismo a este intercambio, se plantea la celebración de un concurso de buenas prácticas, para el que se articulará un mecanismo de captación, valoración y votación popular;
    • Se mejorará la comunicación del trabajo de la RIS a la esfera de toma de decisiones, incluida la Comisión Europea, en conferencias sectoriales e inter-territoriales y en eventos anuales;
    • Se elaborará y gestionará un Plan de Comunicación por parte de personal especializado en comunicación;
    • Se reforzarán los Grupos de Trabajo, que mantendrán tres sesiones al año. Se proponen dos nuevos grupos que empezarán en 2024:
      • Soluciones tecnológicas para mejorar la coordinación entre empleo y servicios sociales y la interacción con las personas usuarias.
      • La coordinación de los servicios sociales y de empleo con educación/formación, para la atención de las necesidades de la población adulta en situación de vulnerabilidad.